martes, 17 de junio de 2008

Tierra gourmet




Cuando era niña, me gustaba comer tierra. Me iba al parque que estaba al frente de la casa de mi abuela, buscaba un sitio decente donde depositarme y dedicaba una o dos horas a comer "tierra de parque", de esa que viene con unos cuantos pastitos secos, y sabe Dios qué más.
Una vez en casa, mamá me decía “abre la boca” y yo apretaba los labios. "¿Has comido tierra?", preguntaba y yo procuraba no hablar, ni para negarlo, pues la tierra estaba entre mis dientes, bajo mi lengua, en toda mi boca.
Mamá no se molestaba. Pero recuerdo que se esmeraba en convencerme de que, tarde o temprano, en mi estómago yo hundiría la barreta de oro para fundar el tawantinsuyu de las lombrices. Sus intentos de convencerme, al principio infructuosos, tuvieron resultados bastante tardíos, cuando cambié la tierra por la tiza de sastrería.

Dicen que los niños comemos tierra cuando tenemos deficiencias de minerales y como el cuerpo es sabio nos impulsa a hacer lo que orgánicamente necesita. Personalmente, creo que era un acto de rebeldía contra la ingesta de carne…..no me gustaba comer vaca de niña y me iba corriendo al parque a comer tierra. A alimentarme de la madre tierra.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Tierra Tierra.
Yo tambien tenia una adiccion extraña a la TIERRA, mi boca toda marron como de chocolate, y mis bolsillos llenos de tierra listos para cualquier emergencia.

wolf wolf...

Rous dijo...

escribiste un poema que decía algo como "Dejad, oh seres que clave mi hocico en el fango marrón" creo que se llamaba HOCICO MARRÓN

Anónimo dijo...

Dejad OH seres...
que entierre mi hocico marron,
en un oscuro rincon...

wolf wolf...

henraf dijo...

Esta fue la respuesta...
...habrá comentarios????????

http://henraf.wordpress.com/del-mar-y-sus-criaturas/

Marcela Mendoza R. dijo...

si, si, está comprobado que al cuerpo le hace falta hierro y ciertos minerales cuando se te antoja tierra.

- pero lo de las lombrices no... no necesariamente...

Rous dijo...

Marce!!!!!

henraf dijo...

Yo diría que no es una cuestión solo de minerales... aunque no entiendo bien lo de las lombrices yet... :*

Enriqueto, a quien doña Rous menciona en este post... en algun momento escribió...

"...Cochinita o no al final de cuenta la tierra siempre termina coqueteandole sabiamente al mar… y el mar, por los caprichos de la naturaleza solo llega a acariciarla…. pues la tierra es más fuerte y no deja que la crucen más allá de sus orillas…. claro está … hasta que el mar… cansado de guardarse todo en su interior y del tontoneo de sus olas… se lanza sobre la tierra y la absorve y consume… hasta ser los dos uno solo…"

Claro, esto como parte de un post en
http://henraf.wordpress.com/del-mar-y-sus-criaturas/

Rox dijo...

Yo no recuerdo haber comido tierra a drede, pero sí me acuerdo haber jugado con tierra y barro en el jardín inmenso de la casa de una tía. Creo que quisimos jugar a hacer pachamanca...jajaja..pobre jardín, y pobre mi tía (se nota que quería mucho a sus sobrinos, osea nosotros, jijiji)

Rous dijo...

Lucha libre en fango!!!!

Anónimo dijo...

COMED, COMED MAS TIERRA COÑO !!!

HASTA DERRAMAR LAGRIMAS DE BARRO...

wolf...

Anónimo dijo...

Como que Enriqueto salpimento el ingrediente tierra no?...jajajajaja

Katy

Rous dijo...

Enriqueto es tan intenso como yo

henraf dijo...

Enriqueto sera intenso pero no figura en el Rincon Favorito... :(
bahhh esto me hace recordar una promese de marzo....

Rous dijo...

Rous sí cumple!!!
Rous presidente!!!