martes, 25 de marzo de 2008

Busco y busco


¡Novio no! ¿Novia? ¡Menos aún! No como los exitosos bloggers de “El Comercio”. No es eso lo que busco. Pero busco. Porque creo en aquel famoso refrán que me promete que algo encontraré si sigo buscando.


Recientemente le estoy buscando el significado a una serie de coincidencias tontas que espero me lleven a descifrar alguno de esos caprichosos jeroglíficos de la vida.

La primera búsqueda empezó cuando chapé mi Nextel y llamé a Rox para contarle de mi galán: “Me he encontrado con ese mequetrefe hasta en la sopa. Incluso con una chica que presumo es su novia o por lo menos su amiga cariñosa”. Y ella me respondió: “Debe ser por algo”.

Ahora ese “algo” ¿significa que debo lanzar cáscaras de plátano a los pies de su novia o que simplemente debo cerrar esa historia?, me pregunté. Si optara por la batalla platanal y resultara victoriosa tendría que cargar con un trofeo que, en el fondo, no se si quiera. No. Con esas cosas no se juega. Paso.

Me quedo entonces con la segunda opción para poner coto a esta primera búsqueda. Así, de esta manera, querido lector@, para cerrar la dichosa historia que yo solita empecé a escribir, exactamente el verano pasado seguiré escribiendo (literalmente)... Yo seré Juanita Bonanza y él: Pablito Clava Clavito (como el de la rima y sin aludir a la dimensión de ciertas partes). Aquí va el cierre de la historia:

El jardín de Juanita Bonanza se había quedado sin margaritas de tanto que las arrancaba para deshojarlas pensando en Pablito Clava Clavito. “Me quiere, me desea, me ignora”, se decía.
Un día invitó a Pablito a tomar un bubble tea que en realidad fueron dos, tres, seis vasos de té, los que se alternaron con la charla. Fue entonces que Juanita descubrió que Pablito tenía en la cabeza más bolas de tapioca que el mismo bubble tea, en lugar de seso. Se desilusionó profundamente, le dijo “voy al baño ¿ya?” y escapó. FIN DE LA HISTORIA.

Ya con el guión escrito, sólo falta su ejecución y con eso cerraré esta historia, y estaré lista para escribir una nueva...pero tendré que seguir buscando, para empezar, protagonistas.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

No sé, nunca he buscado pero he encontrado y al final es más de lo mismo. A veces eso te frustra o te hace sentir un poco fracasado, pero como dicen: qué más da, intenta otra vez, fracasa otra vez, fracasa mejor!.

Manuel

Anónimo dijo...

Quisiera saber como puedo fracasar mejor? Cual es la "logica" si es que la tiene?, alguien puede fracasar mejor?como es esto? o cuestinonar al respecto es fracasar mejor?.

Rous dijo...

Yo no quisiera saber como fracasar mejor ni peor....no quisiera fracasar. Ay ya me enfrasqué!!!!

rox dijo...

Yo creo que cuando menos una busca...encuentra!; o cuando más buscas, menos encuentras...
como siempre "La Ley de Murphy" se hace presente.
Ah y sólo para agregar: las bolitas de tapioca del té burbuja son lo máximo!

Rous dijo...

Ayer busqué mi brillo labial y no lo encontré. Hoy que buscaba el cargador de mi Nextel, encontré el brillito. Chesssssssssss....busco y busco